lac

Intolerancia a la lactosa: un problema cada vez más frecuente

Se estima que el 75% de la población mundial es incapaz de digerir la lactosa

by Mariana Alfaro

La intolerancia a la lactosa cada día es un problema más común entre la población alrededor del mundo. Es probable que todas las personas conozcan a algún familiar o amigo que sufra de este mal o alteración.

Esto sucede cuando el cuerpo no produce suficiente lactasa, que es la enzima encargada de digerir la lactosa, un tipo de azúcar que se encuentra en la leche y otros productos derivados.

1

Las formas de llegar a ser intolerante son variadas y no siempre es por genética. La mayoría empieza a serlo en la edad adulta, inclusive algunos la adquieren después de enfermedades en el intestino y cirugías. Aunque no todos los que son intolerantes a la lactosa, tienen el mismo grado de intolerancia.

El gran error en el mundo es pensar que la intolerancia a la lactosa es un problema de menor grado y que son muy pocas las personas que padecen este mal.

2

Latinoamérica, Asia y África tienen las estadísticas más altas, pues entre el 50% y 90% de su población es intolerante. Sorprendentemente en la mayoría de países de Europa los índices son bastante bajos comparados con los anteriores, ya que entre el 19% y 28% presenta la alteración.

A raíz de que es increíble la cantidad de personas que lo sufren, los tratamientos para mejorar la intolerancia son muchos, como el Lacto Digestomen, que contribuye a mejorar la digestión de los lácteos. Con solo una cápsula se incrementa la cantidad de alimentos con lactosa que se pueden consumir al día.

Más sobre: