t

Las claves para prevenir el cáncer de mama

Porque no hay nada más importante que la salud

by Mariana Alfaro

El cáncer de mama es ese asesino silencioso que provoca mayor mortalidad entre las mujeres. Desafortunadamente cada vez se presenta con mayor frecuencia debido al ajetreado estilo de vida que nos estamos acostumbrando como sociedad. Y es que, cómo antes equivocadamente se pensaba, no sólo las mujeres mayores de 40 o 50 años pueden desarrollarlo, también existen casos de jóvenes con avanzados cancérs de seno y prevenirlo es mucho más fácil de lo crees. En ¡HOLA! Te damos algunos consejos para que tu día a día sea más saludable y a la misma vez, estés previniendo el cáncer.

1

Mantener un peso y alimentación adecuados

El sobrepeso y la obesidad incrementan los riesgos de padecer cáncer de mama considerablemente. El riesgo incrementa cuando el aumento de peso se da en una etapa tardía de la vida, como cuando termina la menopausia. Además, el indispensable llevar una alimentación balanceada y alta en fibra, que incluya alimentos como el brócoli, acelgas, espinacas, setas, uva y papaya, que ayudan de gran forma a prevenir un posible desarrollo de cáncer. A esto se le suma una disminución en el consumo de azúcares y grasas.

Practicar ejercicio al menos 30 minutos diariamente

Como en todo, mantener en tu día a día un ejercicio constante ayuda a prevenir cualquier posible mal, incluyendo el cáncer de mama. Con sólo salir a caminar, correr, andar en bici, incluso bailar es suficiente. Y si crees que no tienes tiempo, basta con sólo unos minutos al día para tener una larga y prospera vida, y de paso estás auto ayudándote a tener una increíble figura con el tiempo.

3

Exámenes regularmente

No te puedes olvidar nunca de realizar una auto-exploración mamaria mensual a partir de los 20 años, de preferencia al quinto día de la menstruación o cuando haya desaparecido tu periodo. Es importante que la realices sin falta, de esta forma vas conociendo tu seno y notarás si hay alguna anomalía en él de forma inmediata. También los exámenes médicos son básicos, asegurate de realizarte una mamografía a partir de los 34 años si existe algún antecedente familiar, pero si no es tu caso, puedes iniciar a los 40 o 45 años.

No fumar

Parece bastante obvio, pero siempre es importante recalcarlo. Varios estudios ya han demostrado que existe un vínculo directo entre fumar y el cáncer de mama y dejar de fumar debe ser aún más fuerte cuando las mujeres están atravesando la premenopausia. Así que, toma impulso, fuerza de voluntad y abandona el cigarrillo de una vez por todas. Esta es una de las mejores decisiones que puedes tomar para incrementar tu calidad de vida en todos los sentidos.

2

Amamantar

Aunque no lo parezca, amamantar es de los mejores formas para prevenir el cáncer de seno. Cuando tengas hijos, en la medida de lo posible, amamanta, porque además de beneficiar a tus bebés, cumplirá un rol crucial al proteger toda esa zona de la enfermedad. Así, cuanto más amamantes, mayor será la protección que tendrás contra esta enfermedad.

Más sobre: