t

Descubre la diferencia entre el ronquido y la apnea del sueño, y cuál es la forma más eficiente de curarlo

by ¡HOLA! América Central

El sueño es un estado fisiológico, complejo y necesario, que incluso se puede comparar con comer y mantenerse hidratado, porqué pasamos un tercio de nuestras vidas durmiendo. Cuando somos niños pasamos 14 o 16 horas durmiendo al día, pero conforme se va creciendo esas horas disminuyen drásticamente. Entonces entran ciertos problemas en el sueño, que puede ir desde un ronquido hasta la apnea del sueño.

1

Erróneamente, la mayoría de las personas piensan que el ronquido y la apnea del sueño son el mismo mal, sin embargo están equivocados. El ronquido sucede mientras se está durmiendo. Las estructuras alrededor de la faringe empiezan a colapsar un poco y como no está en la forma ideal no pasa aire correctamente, como hay una obstrucción, se comienza a dar el sonido, que es el que todos escuchan por la noche.  

Mientras que la apnea del sueño va más allá. Se trata de un trastorno respiratorio que se caracteriza porque hay unas pausas repetitivas del flujo respiratorio por la obstrucción parcial o completa de las vías respiratorias. La persona que lo padece no se da cuenta de esta situación, por esto la mayoría del tiempo son sus compañeros de cama o de habitación los que descubren esto.

2

Una solución efectiva, de fácil uso y personalizado para este mal es el aparato de antirronquido Orthoapnea. Se coloca durante las noches, nada más se coloca en la boca y se quita al día siguiente. Su función es colocar la mandíbula en una posición hacia adelante y con un poco de abertura, permitiendo que las vías respiratorias se abran y pase adecuadamente el aire. Es una opción no quirúrgica, y que dan 100% de efectividad.

Según la Dra. Montserrat Chacón, de la clínica Dentavac, desde el primer ronquido ya se considera peligroso este mal, ya que lamentablemente está asociado a sobre peso, congestión nasal, tabique nasal desviado, hipertensión, accidentes cardiovasculares, infartos, muerte prematura. Incluso, gracias a las pausas respiratorias, la persona no descansa correctamente, por eso, no tiene un sueño reparador.

Más sobre: